¿FACILITA PERISCOPE LA PIRATERÍA?

Otra vez la revolución tecnológica nos permite mantener una rápida interacción con el mundo entero a través de las redes sociales. Las social media primeramente permitían compartir fotografía, audio y video pregrabado, ahora nace la transmisión en tiempo real, comúnmente lo que se conoce como streaming.

Varias plataformas digitales permiten hacer streaming de manera gratuita, pero en 2015 aparece Periscope, una aplicación de Twitter que ha puesto en alerta a algunas empresas comunicacionales.

Periscope permite retransmitir videos en vivo gratuitamente a través de un teléfono móvil y una cuenta en Twitter. Para empezar a desarrollar este proceso necesitas descargar la aplicación de la App Store y listo ya puedes hacer tus primeras transmisiones.

La invención de Periscope ha permitido que los usuarios retransmitan eventos deportivos, culturales y sociales, la mayoría de estos acontecimientos son de pago y gracias a la aplicación se han vuelto accesibles y gratuitos para todos. Es aquí donde surge la preocupación de los mass media, sus reclamos e inquietudes se basan en que les compete dar cobertura a ciertos eventos, por poseer los derechos de transmisión. La actividad de retransmitir eventos “sin permiso” en Periscope es lo que se ha desembocado en el término piratería.

La Organización de la Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) define a la piratería como la “reproducción y distribución de copias de obras protegidas por el derecho de autor, así como su transmisión al público o su puesta a disposición en redes de comunicación en línea, sin la autorización de los propietarios legítimos”.

En un principio la piratería se realizaba con ánimos de lucro y ahora también se la caracteriza por la distribución y consumo de cualquier contenido sin fines comerciales. Considero que los usuarios de Periscope no lo hacen con la intención de caer en la piratería si no que retransmiten contenido propio o ajeno con el afán de entretener, ser populares o   ganar seguidores.

Paloma García en el blog periodismo y redes señala que “el control de este fenómeno es complicado porque el método de retransmisión desde casa es tan sencillo como colocar el móvil delante de la televisión y ofrecer en streaming el contenido a todo usuario de Periscope. Es decir, universalizar un contenido. Ya no es una herramienta que facilita la labor del periodista: la de mostrar las imágenes del lugar de la noticia. Cada vez se utiliza más y se normaliza su uso para todos los individuos, independientemente de su profesión o propósito”.

Desde mi punto de vista Periscope es un gran avance para el desarrollo comunicacional y con esta evolución tecnológica el periodismo ciudadano también mejora, en verdad qué a los periodistas de profesión igualmente nos pone en alerta, pero es necesario tener en cuenta que las retransmisiones en Periscope carecen de la técnica audiovisual, por ejemplo en las cuestiones de luz, calidad de la imagen, intrepidación, etc. A esto se le suma la velocidad del internet para transmitir y recibir la señal. No es lo mismo estar viendo en TV o en internet como estar presente en el lugar de los acontecimientos.

Las personas naturales o jurídicas se quejan porque sienten que sus intereses económicos están siendo afectados; el afán por conseguir la primicia en coberturas y la ansiedad de ganarle a la competencia les hace ver a la aplicación Periscope como una amenaza.

Todas las cosas tienen sus lados buenos y malos, el lado bueno de Periscope es que permite hacer retransmisiones gratuitas haciéndolas asequibles a todos los que tengan el link del streaming. El lado malo se evidencia en el irrespeto a los derechos de autor y por ende se puede decir que esta aplicación si facilita la piratería.

¿Cómo se debe combatir estas malas acciones?, ¿acaso la aplicación tiene que desaparecer de internet? La única solución a esta problemática es que los usuarios tomen conciencia y respeten las cosas que están protegidas y prohibidas, ya sea en la reproducción total y parcial de los contenidos.

Caer en la censura de la aplicación no es la mejor opción para solucionar los problemas que surgen a raíz de las facilidades de retransmisión que ofrece Periscope, como dice García es su blog de periodismo y redes; “Una de las medidas de Twitter para trabajar en este contexto es la advertencia de cerrar las cuentas de forma permanente en caso de que se infrinjan sus términos de uso: donde prohíbe la retransmisión de contenidos protegidos por derechos de propiedad intelectual. Pero, en realidad, esta advertencia no frena al usuario de Twitter. Es una red donde conviven miles de perfiles falsos que funcionan como los reales. Esa represalia por parte de la red social no conseguiría erradicar las retransmisiones ilegales”.

Es evidente que es difícil combatir las acciones ilegales de los usuarios Periscope, ese es el precio de lo gratuito que están pagando las empresas comunicacionales, y lo que deben hacer es adaptarse a los cambios tecnológicos , tienen que crearse una cuenta Periscope y empezar a transmitir o a competir con los demás usuarios.

REFERENCIAS

 http://www.periodismoyredes.com/periscope-la-nueva-pirateria/

http://portal.unesco.org/culture/es/ev.php-URL_ID=39397&URL_DO=DO_TOPIC&URL_SECTION=201.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s